Comunidades

Braskem entiende que la actuación empresarial responsable es un compromiso con las personas, la sociedad y el planeta. Por esto, la empresa se dedica a apoyar proyectos que estén alineados con su negocio y su propósito de mejorar la vida de las personas creando las soluciones sostenibles de la química y del plástico.

Como estrategia de actuación social, Braskem tiene definidas dos causas sociales: impulsar el desarrollo humano y promover el desarrollo socioambiental por medio de la química y del plástico.

Conozca algunos proyectos realizados por la Empresa

Fábrica de Florestas

El Instituto Fábrica de Florestas (Bosques en español), nació buscando la recuperación de la Mata Atlántica en el litoral norte de Bahia, en 2008, y hoy también actúa en São Paulo y Rio de Janeiro. Ya se produjeron más de 1 millón de mudas, de las cuales más de 600 mil fueron plantadas. El trabajo del IFF se desarrolla con la comunidad, la que es capacitada para realizar la recolección de semillas, producción y plantación de mudas nativas, y el mantenimiento de las áreas plantadas. El proyecto también desarrolla el Programa de Educación Ambiental (PEA), realizando capacitaciones de profesores y visitas guiadas por sus Viveros Escuela – solo en el año 2015, más de mil personas fueron capacitadas y 17 mil sensibilizadas. Para saber más, ingrese a: Fábrica de Florestas

Edukatu

Realizado en colaboración con el Instituto Akatu y apoyadores como la Fundación Cargill, KPMG, Ministerio de Medio Ambiente y el Ministerio de Educación, el Edukatu es la primera red brasileña de aprendizaje para el consumo consciente. En su plataforma online www.edukatu.org.br, pone a disposición de alumnos y profesores materiales sobre cuestiones como reciclaje, cambios climáticos, agua, uso de recursos naturales y alimentación sostenible, en formatos y lenguajes atractivos – videojuegos, videos, infografías, cartillas y planes de clases. En 2015, la red alcanzó la marca de 20 mil miembros (en más de 2 mil escuelas y en los 27 estados del país), y desde su lanzamiento más de 7 mil de esos participantes se involucren en acciones prácticas en sus comunidades escolares, movilizando 43 mil personas para la causa.

Estación Ambiental Braskem

Ubicada en el cinturón verde del Polo Petroquímico de Triunfo, en Rio Grande do Sul, la Estación Ambiental monitorea la fauna y flora locales desde la década de 1980. Desde entonces, ya fueron catalogadas más de 3.000 especies de animales y plantas, algunas inéditas para la ciencia. En 1994, la estación pasó a albergar también un centro de actividades destinadas a la educación ambiental y a la concientización del Ciclo de las Plantas y del Ciclo del Plástico. Las actividades incluyen también un programa de educación ambiental que aborda cuestiones como ciudadanía, residuos, agua y biodiversidad.

Cinturón verde

El Cinturón Verde es una reserva ecológica ubicada en el barrio de Pontal da Barra, al lado de la unidad de Cloro Soda de Braskem, en Maceió/AL. Creada en 1987, proporcionó la recuperación de la mata y del suelo degradado, albergando hoy un espacio para estudios, visitas y desarrollo de proyectos socioambientales. El lugar recibió el título de Puesto Avanzado de la Reserva de la Biosfera de la Mata Atlántica por la UNESCO.

Programa de Educación Ambiental Lagoa Viva

El programa promueve talleres dedicados a la educación ambiental y a la capacitación para apoyar la restauración y conservación del medio ambiente, la generación de ingreso de la población y la promoción de la cultura local en Maceió/AL. A lo largo de los años, está contribuyendo de forma relevante para la mejora de la calidad de vida de los habitantes de la comunidad del entorno, configurándose como agente influyente de políticas públicas en las ciudades de Alagoas.

ser+ realizador

Presente en todos los estados de actuación de Braskem, el programa tiene como objetivo aumentar el reciclaje de residuos post consumo en Brasil de manera colaborativa, sumando la promoción de eficiencia de la cadena productiva del reciclaje a la inclusión y desarrollo socioeconómico de los catadores. Por medio de inversiones en equipos e infraestructura de unidades de selección, capacitaciones y consultoras personalizadas, y el estímulo a la actuación en red, los catadores de materiales reciclables apoyados han conseguido incrementar su productividad e ingreso, indicadores acompañados mensualmente por Braskem. En 2015, fueron 69 cooperativas y 3.538 catadores beneficiados, que seleccionaron y enviaron para reciclar más de 24 mil toneladas de residuos. La iniciativa está reforzada por importantes aliados como Ambev, Sebrae, BNDES, Bünge, Gerdau y prefecturas municipales, influyendo en políticas públicas como el Todos Somos Porto Alegre, programa municipal de gestión de residuos.